El valor del voluntariado

el

“Me encantaría. Pero no tengo tiempo”. Esta suele ser la respuesta más usual cuando hablo con amigos, colegas o conocidos sobre la posibilidad de colaborar en fundaciones u organizaciones sin ánimo de lucro. Siempre es la misma excusa. Siempre es el mismo freno que nos impide salir de nuestra zona de confort y tomar acción.

Colaborar en una fundación no sólo es una forma de devolver un granito de todo lo que la vida nos ha ofrecido.  Ser voluntario además significa crecer como persona y cambiar tu punto de referencia, tu perspectiva como ser humano.  Y sobre todo formar parte de una fundación como en mi caso es Capacis te hace formar parte de una familia. Una familia, en la que hay algún que otro desacuerdo, como en todas las familias. Pero lo que prima es el cariño, el amor por compartir lo que haces y porque no, la diversión.

Para nosotros la excusa que buscamos es para pasar un rato juntos, bien sea en la cena de Navidad, o en cualquier otro evento que nos haga sentirnos equipo con un objetivo común: que nuestros chicos sigan siendo Capacis.

Este enero ha sido la cena del Pastorcillo… cuál será la próxima ??

http://fundacioncapacis.org/cena-de-voluntarios-de-capacis/

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s